Con la tecnología de Blogger.

Facebook para principiantes: cómo activar tu fanpage sin morir en el intento

¡Hola hola, blogueros! Aquí estamos una semana más compartiendo post y entradas para blogueros principiantes. Hoy vamos a hablar de Facebook. ¿Cómo activar y mantener vuestra fanpage sin morir en el intento y de forma sencilla? ¡Espero que estos truquillos y consejos os ayuden! Pero sobre todo... ¡no perdáis la constancia ni la paciencia!

Algunas personas que están empezando en el mundillo blogueril me dicen continuamente: jo, Mel, es que parece que nadie me lee. No tengo ni un mísero like en la fanpage y no sé qué hacer para cambiarlo. Lo primero que os tengo que decir es que no os obsesionéis con los likes, seguidores y comentarios porque podrías entrar en un sin vivir. 

Tu objetivo principal tiene que ser encontrar seguidores auténticos y que se interesen por lo que escribes. Como te podéis imaginar eso no es fácil de conseguir y requiere de tiempo. Pocas personas que están empezando a escribir un blog tienen cientos de seguidores al principio. Así que tú no te desanimes e intenta fijarte si has llevado a cabo los pequeños detalles que te cuento a continuación. 

Optimiza sí o sí tu página de Facebook
¡Esto es muy muy importante a tener en cuenta! ¿Qué quiero decir cuando hablo de optimizar? Es muy sencillo: 

- Rellena toda la información de la página (tu correo electrónico, el enlace de tu blog, a qué categoría pertenece...) 

- Añade una descripción corta para que los lectores sepan lo que se van a encontrar en tu fanpage. Puede que este pequeño detalle lo hayas pasado por alto pero es fundamental. 

- Incorpora una foto de perfil y otra de portada. La foto de perfil puede ser tuya, del logo de tu blog... ¡pero algo significativo! Y la foto de portada... ¡haz volar tu imaginación! Pero recuerda que todo tiene que ir enfocado a tu blog. 

¡Haz que tus amigos lo sepan!
Es hora de que tus amigos, compañeros y familiares sepan que estás empezando a escribir un blog y que tienes una página de Facebook. Habla con ellos sobre lo que escribes, de lo que van a poder ver en tu fanpage y... ¡sobre todo que se pasen a echar un vistazo y a dejar algún que otro Like! Las personas que te conocen y te quieran, te apoyarán y estarán contigo de forma auténtica. 

¡Comparte contenido interesante y creativo!
Aquí te voy a dar un consejo extra: que no te importe compartir contenido de otros compis blogueros con la misma temática. Cooperar y colaborar entre los blogueros principiantes (o no tan principiantes) es fundamental para que la gente te vaya conociendo y se vaya apuntando a tu comunidad. Una buena idea sería crear una encuesta directa a tus seguidores para que sepas qué temas les interesa. 

Las emociones cuentan y mucho
La manera de escribir las publicaciones en tu página de Facebook (y en realidad en todas las redes sociales) es muy muy importante. Tienes que transmitir ilusión, buen rollo y positivismo. No sabes a quién puedes alegrar el día con una sonrisa virtual. Por eso, intenta escribir desde la cercanía y el optimismo. ¡De esa manera llegarás al corazón de la gente! 

¿Te animas a hacer un vídeo y subirlo? 
Los vídeos son geniales para darte a conocer y acercarte a las personas que te leen. Así, se produce una sensación de cercanía en la comunidad. Puedes subir un vídeo presentándote, pidiendo a tu audiencia sugerencias para nuevos temas para el blog, contando alguna anécdota que te haya pasado algún día... ¡No te olvides que detrás de las pantallas hay personas y tienes que llegar a ellas!


¡Cúrrate unas imágenes molonas!
¡Y te lo digo yo que soy un cero a la izquierda en diseño gráfico! Ahora bien, hay herramientas online como Canva o Crello que me facilitan muchísimo la vida (eso sí, mi gusto sigue igual: en cero a la izquierda). Lo que quiero decirte es que intentes darle un toque creativo a las imágenes que subes a tu blog y a las redes sociales: escribe un título, prueba tipográfías bonitas...

¿Grupos de Facebook? Sí, pero con control
¡Ni se te ocurra publicar en muchos grupos a la vez! ¿Por qué? Lo primero porque Facebook puede banearte y adiós cuenta hasta mínimo una semana. Lo segundo porque no tienes que estar compartiendo tu contenido siempre para que te lean. Elige bien los grupos en los que quieres estar (recomendación: intenta leerte todas las normas para entender el funcionamiento). 

Pedir consejo no es de débiles, hazme caso
Anímate a preguntar a otros blogueros que llevan más tiempo que tú (si son de la misma temática que el tuyo mejor que mejor). Seguro que están encantados de darte algún consejillo que a ellos les resultara útil y se apuntan encantados a hacer alguna colaboración blogueril juntos. Recuerda que el compañerismo en este mundo es muy muy importante. 

¡Y hasta aquí los tips de este semana! ¿Qué os han parecido los consejillos? ¿Hay alguno que no llevéis a cabo en vuestra página de Facebook? ¿Habéis colaborado con otros blogueros o lo habéis pensado alguna vez? ¡Contadme si utilizáis mucho vuestra Fanpage! :) ¡Nos vemos la semana que viene, blogueros novatillos!

No hay comentarios